OPINIÓN

Un duro golpe para la CIA

Un duro golpe para la CIA

La nueva jugada del sitio de filtraciones de gobiernos y grandes empresas WikiLeaks sacudió el tablero global. No sólo la revelación este miércoles de miles de documentos secretos de la CIA, algo inédito en la historia de la agencia. También por lo que los documentos mostraron. Y más aún por las derivaciones políticas de caso, que recién empiezan.14890735715394

Se trata de una seria de instructivos, escritos en clave informática, con programas de virus y troyanos  para pinchar con la última tecnología todo tipo de teléfono, computadora y televisor inteligente, incluyendo comunicaciones justo antes y después de ser encriptadas en smartphones de iPhone y Android por personas que pensaban que sus comunicaciones eran seguras precisamente porque eran encriptadas, lo mismo que los usuarios de Whatsapp y Signal. Los troyanos y virus de la CIA tenían nombre pintorescos Time Stomper o Fight Club, y muchos remiten a bares y bebidas alcohólicas como  Jukebox, Bartender, Wild Turkey, y Margarita.

La cosa no terminó ahí. Julian Assange (foto), el líder de WikiLeaks, habló en una videoconferencia de prensa desde la embajada de Ecuador en Londres, donde se asiló hace más de cuatro años para evitar cargos de asalto sexual en Suecia que según él estarían motivados por razones geopolíticas. Assange dijo que el material  filtrado circulaba libremente entre ex analistas y contratistas de la CIA y que la fuente era una de esas personas, y que esa persona quería denunciar la irresponsable falla de seguridad de la agencia.

Como podía esperarse ante semejante denuncia, la filtración provocó reacciones en  las capitales del mundo. Trump dijo a través de su secretario de prensa, Sean Spicer, que “la filtración debería preocupar a cada estadounidense” y  aprovechó para espetarle a la CIA que sus estructuras deben ser renovadas.

El gobierno chino y el gobierno ruso, por separado, expresaron su preocupación. “Debemos tener en cuenta la capacidad de la CIA para interferir comunicaciones,” dijo el canciller ruso Sergey Lavrov.  “Cuando tengo una conversación sensible dejo de lado a mi celular.” Los chinos incluso recordaron que varias de sus empresas operan en mundo global, compitiendo con empresas de Estados Unidos, al alcance de estos nuevos chiches de la CIA.

Es que hasta ahora –WikiLeaks prometió seis entregas más de la misma serie de documentos– a diferencia de los documentos de Snowden, el material no incluye operaciones específicas ni nombres de agentes ni víctimas.

Sin embargo, y acá viene la derivación política más significativa, WikiLeaks borró el código de los programas invasivos de sus publicaciones y ofreció públicamente a compartirlos con las empresas de Silicon Valley para que puedan reparar las vulnerabilidades de su sistemas de seguridad. “Considerando lo que pensamos es la mejor manera de proceder y escuchando el pedido de algunos fabricantes hemos decidido trabajar con ellos para darle acceso exclusivo de los detalles técnicos a los que tenemos acceso para que los arreglos se puedan desarrollar e implementar , así la gente puede estar segura”, dijo Assange durante la conferencia de prensa. El gobierno acusó el golpe y Spicer contraatacó. “Cualquiera que esté pensando en trabajar con el señor Assange chequear primero con el Departamento de Justicia de Estados Unidos sobre las repercusiones legal de proceder en esa dirección.”

Assange es un viejo critico de la connivencia entre Silicon Valley y el Pentágono y le ha dedicado un libro al tema, Cuando Google encontró a WikiLeaks (Clave Intelectual, 2014), donde el autor señala, por ejemplo, que Google Maps es un desarrollo original de la Marina (Navy) estadounidense.

Pero ante la oferta de WikiLeaks y la advertencia de Spicer, Silicon Valley, que había apostado fuerte a favor de la rival de Trump en las elecciones de noviembre, mantuvo un llamativo silencio. Una a una, ante la consulta de los medios,  Apple, Google, Microsoft y Samsung, entre otros, callaron o contestaron con evasivas.

 

Santiago O’Donnell para Página/12

Dejá tu opinión

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

OPINIÓN

Más en OPINIÓN

opinión-Eduardo Aliverti

¿Ni un censo les saca el odio?

¿Hasta dónde puede llegar el extravío de quienes necesitan retroalimentar el odio como motor de sus intereses políticos? ¿O acaso el odio es un elemento constitutivo d...

opinión-gimena fuertes

Mendoza: Distribución del ingreso, eje del nuevo intento de reunificación del FdT

En Mendoza, el PJ comenzó a exhibir voluntad de reconstruir una herramienta que aporte al gobierno nacional. El salario aparece como el elemento ordenador. 

opinión-Eduardo Aliverti

¿Qué discuten en el Frente de Todos?

Puede resonar muy feo, además de incorrecto, decir que el escenario político, por fuerza de sus reiteraciones, se torna aburrido. Pero es difícil desmentirlo. Internas...

opinión-gustavo veiga

Rebelión contra Estados Unidos y su Cumbre de las Américas excluyente

Varios presidentes condicionaron su participación y puede convertirse en un traspié para Biden. AMLO lideró el rechazo a la no invitación de Cuba, Venezuela y Nicaragua.

opinión-mario wainfeld

El Salario Básico Universal, la interna oficial, las demandas de la gente común

Una propuesta para crear un derecho social. Virtudes y dificultades en el camino. Debates y combates dentro del peronismo. El impacto de las crisis globales...

opinión-alfredo zaiat

Cristina, Alberto, elecciones de 2023 y un debate con pocos dólares

El desafío económico de la coalición de gobierno es relajar la restricción externa respondiendo a la demanda de mejorar los ingresos de los sectores populares.

opinión-raúl dellatorre

Los 3 factores que impiden frenar la suba de precios

La disputa de precios es más que puja distributiva. Es puja de poder entre corporaciones y el Estado, que necesita fortalecerse para defender el interés de las mayorías. 

opinión-luis bruschtein

Insatisfacción: Las claves para entender el discurso de Cristina Kirchner

"Nunca actué por mis hormonas, siempre por mis neuronas", contrapuso la vicepresidenta al relato que los medios corporativos construyen sobre ella.

opinión-mario wainfeld

El debate en el Gobierno tras el discurso de Cristina: Qué prepara la vice y los escenarios que se abren

Una exposición de otro nivel sobre el desempeño del Gobierno. La insatisfacción democrática y la pérdida de confianza, los ejes. infidencias y ministros en la mira. 

Director Editorial: Gabriel Link
Diseño y Edición: Bruno Battistel
Radio FM Sur 90.1
Paso de los Libres, Corrientes, Argentina

© Copyright 2020 ContraPoder · Todos los derechos reservados · Registro DNDA en trámite